Derecho penal en los menores

Muchas veces son los menores los que cometen los delitos, y la duda está en si se puede establecer un procedimiento penal a un menor.

La ley establece que se podrá establecer un procedimiento penal a un menor que se encuentre entre los 14 años y los 18 años. Será juzgado como menor, evidentemente no como un adulto.

En el caso en el que sea menor de 14 años, no será enjuiciado pero sus actos sí tendrán repercusión a las que tendrá que atender sus responsables.

La policía podrá retener al menor implicado en un delito el tiempo que estime oportuno hasta averiguar lo necesario para esclarecer los hechos, siempre que esté dentro de un margen de 24 horas.

En el caso de la detención de un menor, se puede solicitar un Habeas Corpus, que se solicitará en el Juez de Guardia de Mayores (no de menores) y se desarrollará del mismo modo que si de un mayor se tratase.

Desde el momento mismo de la detención del menor se necesita que el mismo esté acompañado de un abogado que le asesore y le defienda. De hecho a diferencia de los mayores, el menor tiene la posibilidad y el derecho de entrevistarse con el abogado antes incluso de hablar con la policía.

¿Qué pasa si el denunciante retira la denuncia? pues en principio a no ser que sea una denuncia por injurias, el procedimiento tendrá que seguir adelante.

Los derechos de las víctimas de delitos realizados por menores tienen exactamente los mismos que en el caso de los adultos.

Se recomienda que las víctimas también estén asesoradas por un abogado, aunque no precisan presentarse con el mismo, sí que se hace esa recomendación para que en ningún momento se obvie ninguno de sus derechos.

Tanto en el caso de la víctima como del acusado, si no tienen recursos para costearse un letrado, se les asignará uno de oficio.

Cuando se emite la sentencia se le comunica también a las víctimas.

Medidas de seguridad como sentencia

derecho penal en menoresA los menores no se les impone penas como tal, sí medidas de seguridad pudiendo ser las siguientes:

Internamiento en régimen de cerrado.

– Internamiento en régimen de semiabierto.

– Internamiento terapéutico en régimen de cerrado.

– Tratamiento ambulatorio.

– Asistencia en centro de día.

– Permanencia de fin de semana.

– Libertad vigilada.

La investigación en este tipo de procesos es llevado a cabo por el Ministerio Fiscal no por el Juez como ocurre en el caso de los mayores.

La diferencia está también en que el Fiscal puede detener el procedimiento en cualquier momento de la investigación si estima que no está clara la responsabilidad del menor.

Si un delito está causado por menores y mayores, los llevarán paralelamente la Fiscalía de menores y el Juzgado de instrucción.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s